El comercial tenía una duración de 20 segundos. En voz off, un locutor anunciaba: «América rund on Bulova time» (Los Estados Unidos se mueven al ritmo de Bulova).